Canela Tavarez Abogados

Diferencias entre educar y enseñar

Ultima Actualización: sábado, 05 de octubre de 2019. Por: Paulino Silverio De la Rosa

La educación está tan lejos de los nosotros, que ni en los maestros abunda, en ellos hay una sequía profunda de cultura y conocimiento, son como un desierto desolado, sin árboles, sin sombra.

En pleno siglo XXI, reina la torpeza, desaprensivos impartiendo docencia en las aulas. Han llenado las escuelas de un grupo de personas sin vocación para ser maestros, todo ello sin advertir el papel privilegiado que ocupan, en el taller dedicado a refinar el hombre y la mujer; el maestro, era un segundo padre, una persona que por su comportamiento honorable y dedicación formaba personas para que con dignidad y gran honra pudieran vivir y trabajar en la sociedad.

Qué desdicha, ahora han sacado de las escuelas, del taller donde se moldea el ser humano, la EDUCACIÓN, diciendo esos “maestros”, que la educación está en casa, qué barbaridad, cómo se puede decir cosa tan absurda, tan desconsiderada, pero bien, efectivamente, esos honorables maestros desprovistos de la capacidad de comprender su papel, son los hijos de este pueblo sin modales, sin educación, vacío de toda cultura, sin rumbo y sin dirección.

La educación esta tan lejos de los nosotros, que ni en los maestros abunda, en ellos hay una sequía profunda de cultura y conocimiento, son como un desierto desolado, sin árboles, sin sombra.

Por eso observamos profesores en plena pelea con sus alumnos, profesores que ven los alumnos discutiendo y no intervienen para evitar la pelea, profesores, inconscientes, que no saben cuidar el medio ambiente, da pena ir a un baño de una escuela, e incluso una universidad, eso es una tortura, pero más aún en los patios de las escuelas la basura esta por montones, el sucio los ahoga.

Cómo es posible, que los maestro de este siglo XXI, se dediquen tan solo a enseñar a los alumnos, a leer y sumar, eso es una locura, primero somos humanos, tenemos que aprender a vivir en sociedad, enseñándose modales, respecto, responsabilidad, cultura, a comer, a vestir, a sentarse, a esperar, a respetar las ideas de los demás, a razonar, a pensar,  a ser críticos, íntegros, puntuales, a conocer sus cuerpos y a todo aquello que los lleve a ser mejores personas.

Cuando comprendamos esto y lo llevemos a la práctica podemos hablar de una sociedad sin violencia y con mejores personas, y no como ahora, gente con títulos, animales con títulos, que no saben escuchar, que no saben tolerar, que no son íntegros, que no conocen cuál es su papel en su trabajo, ni en la sociedad, sin capacidad de razonar y pensar, porque hay que estar locos para pedirle a un pueblo pobre que eduque los hijos, si hay niños que son padres, padres analfabeto y gente con título sin educación entre ellos los mismos maestros.

Vamos a ver la definición de EDUCAR Y ENSEÑAR, y vamos analizar si enseñar es los mismo que educar.

EDUCAR: Desarrollar las facultades intelectuales, morales y afectivas de una persona de acuerdo con la cultura y las normas de convivencia de la sociedad a la que pertenece.

ENSEÑAR: Comunicar conocimientos, ideas, experiencias, habilidades o hábitos a una persona que no los tiene.

Pido al Ministerio de Educación, que dé el salto de enseñar, abandonando el sistema simple y abrazando la educación integral del ser humano y que se dejen de esa pendejada de estar culpando los padres del descalabro de la sociedad, admita ya de una vez y por todas, que el desorden social, es fruto del fracaso del sistema educativo.

El autor es abogado.