Puerto Plata Covid-19 | 26/10/2021 | Infectados 10127 | Fallecidos 165 | Recuperados 9657 | Click Para Más detalles

WALTER MUSA: HACIA UN NUEVO PERÍODO

Ultima Actualización: miércoles, 24 de marzo de 2010. Por: Luis Henriquez Canela

Es difícil concebir argumentos que puedan oponerse a la gestión del actual síndico por el municipio cabecera de la provincia de Puerto Plata Lic. Walter Musa. Es difícil porque su gestión tiene una característica propia inexistente en gestiones anteriores; la decencia.

El diccionario de la Real Academia de la Lengua Española define la decencia como recato, honestidad, modestia. También la define como dignidad en los actos y en las palabras conforme al estado o calidad de las personas.

 

Recato se refiere a la cautela que ha demostrado el actual síndico para llevar a cabo sus tareas sin espavientos, sin atropellos, sin  mentiras. La honestidad la manifiesta con el manejo razonable de los fondos que les son encargados. La modestia es virtud que modera, conteniendo al hombre en los límites de su estado, alejando el engreimiento y la vanidad.  Así es él.

 

La prudencia aconseja no dejar camino real por vereda. Se ha dicho en más de una ocasión que no se puede cambiar la montura en medio del río.  

 

Si se habla de limpieza, la ciudad está limpia, si se habla de asfaltado una gran parte de la ciudad se está asfaltando, si se habla de ornato, construcción, reparación de aceras y contenes, servicios municipales, planeamiento urbano, seguridad ciudadana hay que reconocer los aportes que ha hecho la actual administración del ayuntamiento al desarrollo de estas tareas.

 

La circunstancia de que haya recibido recursos del Poder Ejecutivo para la realización de algunas obras, argumento esgrimido por sus oponentes como una ventaja providencial para su gestión, en  vez de restarle, le suma. Porque la ayuda, de cualquier parte que llegue es bienvenida. Es de suponer que otro síndico con otro tipo de relaciones con el ejecutivo carecería de la facilidad para obtener los fondos necesarios para su comunidad.

 

Administrar es un arte complicado. 

 

¿Por qué y para qué cambiar?