Puerto Plata Covid-19 | 10/07/2020 | Infectados 638 | Fallecidos 44 | Recuperados 377

Población de Puerto Plata acoge parcialmente cuarenta ordenada por el Gobierno como prevención del COVID-19

Ultima Actualización: jueves, 19 de marzo de 2020. Por: Antonio Heredia

Las avenidas y calles de este municipio cabecera San Felipe de Puerto Plata, se observan semi despejadas y no con transito fluido característico.

Por Antonio Heredia.-

PUERTO PLATA.- La población puertoplateña ha acogido de manera parcial la disposición de cuarentena dispuesta por el presidente Danilo Medina como forma de prevención frente a la situación que se vive en el mundo y en el país por el coronavirus.

Las avenidas y calles de este municipio cabecera San Felipe de Puerto Plata, se observan semi despejadas y no con transito fluido característico debido a la advertencia del coronavirus, además del clima frio y lluvioso, lo cual ha mantenido a los ciudadanos guarecidos en sus residencias.

Según un recorrido efectuado por las principales arterias comerciales, varios establecimientos cerraron sus puertas acogiéndose a las medidas dispuesta por el gobierno con la declaración de emergencia en el país por la amenaza del COVID-19.

La mayor concentración de personas en un mismo perímetro se observó en las entidades bancarias, específicamente en las sucursales del BanReservas ubicadas en la calle Camino Real, Duarte equina Padre Castellanos y en la entrada a la urbanización Torre Alta, donde una gran cantidad de ciudadanos acudieron a realizar transacciones desde las primeras horas de la mañana, a pesar de la advertencia oficial de recogimiento.

Estaban funcionando con normalidad los supermercados y almacenes donde se expenden alimentos crudos, además de las farmacias y algunos establecimientos donde se vende comida, ya que la gente al quedarse en sus hogares, solicita pedidos a domicilio a través de los famosos “deliverys”.

En el Mercado Público que es la principal plaza comercial de la ciudad, desde las primeras horas del dia el flujo de personas era casi normal ya que de manera habitual acudieron hasta allí para comprar productos agrícolas y otros artículos alimenticios, para de esa manera abastecerse y pasar la cuarentena de 15 días en sus hogares.

Fueron observados abiertos colmados, mueblerías, talleres y repuestos, el flujo de pasajeros se mantenía pero con una considerable reducción en las paradas y terminales de carros, guaguas y autobuses del transporte público y no se podían quedar los centenares de motoconchos.

De igual manera, reina una calma no habitual en las calles de los sectores populares, donde la gran mayoría de la población está aprovechando los días de cuarentena fijados por las autoridades para descansar y realizar mejoras en la planta física de sus residencias.

En todo el trayecto de la avenida del Malecón, fueron vistas algunas personas quienes abrigadas observaban el oleaje del Océano Atlántico, de igual manera en las vías tradicionales no hay mucha circulación de vehículos y motocicletas.