Palic Salud
Brugal is Happening

Comenzó la veda de la langosta marina que se extiende por cuatro meses en pos de preservar a éste crustáceo

Ultima Actualización: jueves, 03 de marzo de 2016. Por: ANTONIO HEREDIA

Se sugiere a los ciudadanos que visitan las playas y restaurantes del país no consumir langostas durante el período de veda de cuatro meses de ese crustáceo.

PUERTO PLATA.- Las autoridades medioambientales dominicanas informaron que desde el martes primero de marzo entró en vigencia la veda de langostas marinas, por lo que se sugiere a los ciudadanos que visitan las playas y restaurantes del país no consumir langostas durante el período de veda de cuatro meses de ese crustáceo.

La prohibición de la pesca de distintas especies de langosta en todo el territorio nacional con el propósito de preservar su existencia, fue establecida mediante el decreto 119-12 donde se determina la veda para la langosta; langosta pinta o langostino, langosta de piedra y mamá langosta y en el párrafo único del artículo 1 de la mencionada disposición presidencial se indica que la veda  será cada año y abarcará del 1 de marzo hasta el 30 de junio.

De esta manera se contribuye la conservación de esta especie tan importante, favoreciendo el equilibrio de nuestros ecosistemas costero-marinos y garantizando su disfrute por parte de las futuras generaciones, ya que el período de veda se establece debido a que las langostas se encuentran en su mayor período reproductivo y su captura entorpece este ciclo vital, poniendo en riesgo su supervivencia.

 

En ese mismo orden, se prohíbe la captura, procesamiento y la tenencia de carne o masa no declarada y la comercialización de las especies señalada, se resalta que el período de veda de la langosta no es exclusivo a la República Dominicana, ya que también se aplica a todos los países costeros del Caribe y Centroamérica, además las motivaciones que tuvo el Gobierno dominicano para establecer la veda, fue la sobreexplotación del crustáceo en todas las zonas costeras del país.

Finalmente, la medida oficial contempla un plazo de cinco días a las personas que posean masa de langosta o langostas vivas en cautiverio, para que hagan su declaración de existencia al Consejo  Dominicano de Pesca y Acuicultura (CODOPESCA),  para fines de control.